Ciudad de México.- Según un estudio publicado en la revista Radiology los astronautas sufren cambios tales como el volumen cerebral y la deformación de la glándula pituitaria debido a los largos viajes en el espacio.

Se le realizó una resonancia magnética cerebral (MRI) a 11 astronautas, 10 hombres y una mujer antes de viajar a la Estación Espacial Internacional (ISS) y otro después y se demostró que la exposición a la microgravedad causó expansiones en los volúmenes combinados del líquido cefelorraquídeo.

Por lo que se encuentran estudiando formas de contrarrestar estos efectos, demás mencionaron que si se descubre alguna medida también podrían beneficiar a los pacientes con hidrocefalia de presión normal y otros padecimientos relacionados.